22 mayo 2005

Recomendaciones sobre la exposición al sol



Con la llegada del buen tiempo hay que extremar las precauciones a la hora de exponerse al sol. Las horas en la playa o en el campo pueden afectar a nuestra piel y llegar a producir quemaduras, arrugas y cáncer de piel, incluyendo melanoma. La Academia Española de Dermatología y venereología (AEDV) viene desde hace años realizando campañas de protección solar para ir creando en la sociedad española una cultura del sol, sobre todo en los niños. Una buena protección solar es la base para disminuir la tasa de cáncer de piel en nuestro país que ha aumentado en los últimos años.

El uso de una crema protectora de un factor apropiado para nuestra piel es una medida a tomar, teniendo en cuenta que los niños y ancianos son más propensos a quemarse y también que, según nuestro tipo de piel, deberemos usar una u otra crema y podremos estar más o menos tiempo al sol; es decir, las personas rubias, pelirrojas o de ojos claros tienen menos tolerancia al sol y son mas propensos a las quemaduras que los morenos con ojos oscuros. Se aconseja consultar al dermatólogo el fotoprotector que debemos usar.

El fotoprotector debe aplicarse cada dos ó tres horas y siempre que uno acaba su baño y debe aplicarse por primera vez media hora antes de comenzar a tomar el sol, con la piel limpia y sin restos de cosméticos, colonias, perfumes, etc., evitando la exposición entre las 11 y las 16 horas, ya que son las horas en las que el sol es más intenso. Además, es conveniente el uso de gafas de sol y gorros para proteger ojos y cabeza.

Según la AEDV no es sólo en la playa donde debe usarse protección, también en el campo, en la montaña, si vamos a caminar, etc., y en los días nublados aunque parezca que no hay riesgo, ya que se pueden producir graves quemaduras. Cuidado si se está tomando medicación, sobre todo si son medicamentos fotosensibles. En este caso consulte a su médico.

Ante la llegada del buen tiempo, la AEDV recomienda:

  • Evite la exposición solar entre las 11 h. y las 16 h.
  • Use gorro y ropa adecuada.
  • Use gafas de sol.
  • Expóngase al sol progresivamente, tome el sol poco a poco.
  • Use un fotoprotector adecuado para su piel y a las condiciones de exposición al sol con un índice mínimo 15/20.
  • Extreme las precauciones en embarazadas y ancianos. Preste especial atención a la protección en los niños y no exponga al sol a los bebés.
  • No olvide la protección en los días nublados y extreme la protección en la montaña y en alta mar.
  • No use perfumes, colonias ni cosméticos si se expone al sol.
  • Cuidado si está tomando medicación, sobre todo si son medicamentos fotosensibles. Consulte a su dermatólogo.
  • Después del sol tome una ducha e hidrátese bien la piel.
  • Si nota alguna modificación en los lunares consulte inmediatamente al dermatólogo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario...