13 octubre 2005

El peligro del sedentarismo

Permanecer sentados durante más de tres horas sin realizar actividad física puede llevar a un incremento significativo del peso

Un equipo de médicos de la Universidad de Queensland en Australia se propuso determinar la causa del aumento de peso en los empleados de oficina. Para este estudio, tomaron como universo alrededor de 1600 hombres y mujeres, todos ellos trabajadores full time, es decir, que pasan gran parte del día en la oficina.

Una vez terminado el período de pruebas, los médicos determinaron que los empleados analizados pasan más de tres horas por día sentados, generalmente frente a una computadora y llevan a cabo un tipo de tarea que no requiere ejercicio físico. La cantidad de tiempo durante el que se realiza trabajo sedentario fue asociada con un incremento del 68% en el riesgo de ganar peso y llegar a la obesidad.

Sedentarismo

Es importante establecer la diferencia entre tener algunos kilos de más como consecuencia de no realizar suficiente ejercicio, y ser obeso. La obesidad es una enfermedad crónica cuyas causas pueden ser múltiples, así como también las complicaciones que genera. Se caracteriza por el exceso de grasa en el organismo y se presenta cuando el Índice de Masa Corporal (IMC) —cálculo que resulta de dividir el peso de una persona sobre su altura al cuadrado— da una cifra superior a 25.

Otro método sencillo para medir el exceso de peso y más particularmente la acumulación de grasa en el abdomen consiste en la medición del perímetro de cintura. Cuando supera los 88 cm. en las mujeres o los 102 cm. en el hombre, existe un riesgo muy alto de sufrir las complicaciones cardiovasculares relacionadas con la obesidad.

Al finalizar el estudio, los hombres habían pasado en promedio 209 minutos sentados en un escritorio, mientras que las mujeres lo habían hecho durante 189. Los 20 minutos de diferencia entre ambos sexos son clave e indican, a criterio de los especialistas, que los hombres tendrían una mayor tendencia a ser sedentarios y eso los haría ganar más peso.

Sin embargo, para la conclusión general, los médicos no fueron específicos y determinaron que cuanto más tiempo se pasa frente a una computadora, mayor es la tendencia a ganar peso, sin distinción de sexos. Esto significa que el trabajo en la oficina puede ser un factor de marcada influencia en la obesidad.

Los autores del estudio, que fue publicado en el American Journal of Preventive Medicine, señalaron que “un tipo de trabajo sedentario en el que no haya demasiada actividad es un ambiente potencialmente propicio para ganar peso”. Además, sugirieron que en vistas de una mayor productividad para la empresa y una mejor calidad de vida de los empleados “deberían fomentarse las actividades físicas en la oficina”.

La doctora Mabel Bello, fundadora de la Asociación de Lucha contra Bulimia y Anorexia (ALUBA) y actual consultora médica y responsable del método que sigue dicha institución, explicó que si bien el sedentarismo favorece el aumento de peso y, a la larga, atenta contra una buena situación de vida, es importante lograr un equilibrio entre la alimentación sana y la práctica de ejercicio.

El exceso de ejercicio tampoco es bueno, porque la actividad física funciona como las ‘salidas’ de la contabilidad y las comidas como los ‘ingresos’, por eso es importante buscar alternativas para equilibrar las cuentas del organismo”, comentó.

En cuanto a la vida sedentaria, la especialista señaló: “cuando no hay gasto calórico, el metabolismo se hace más lento”. Por eso aunque no se ingiera comida durante todo el período de reposo, se favorece la localización de grasa en el cuerpo.

Sobre la diferencia entre mujeres y hombres, la doctora Bello indicó que por su condición física y hormonal, “la mujer tiende más a acumular grasa mientras que para el hombre no sólo es más fácil mantener su peso, sino también adelgazar”. Con respecto a la actividad física, Bello recomendó la realización de caminatas o bien ejercicios de gimnasia al menos una vez por semana.

Fuente: Pro Salud News

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario...